Megguie, Angely y Aliha, una familia de emprendedoras que se merece un ‘Grammy’

Megguie, Angely y Aliha. Angely Amaya propietaria de Garífuna XIV apareció con sus dos hijas en una impresionante foto demostrando el poder de su producto.

Tegucigalpa, Honduras 19 de noviembre de 2021.- Para nadie es un secreto que en el último año la marca de producto para el cabello Garífuna XIV nació y creció de forma sorprendente.

Tal y como WA-DANI Portal Web de Noticias contara la historia hace algunos meses, Garífuna XIV nació en plena pandemia y hoy está de manera positiva en boca de todos.

El esfuerzo y dedicación de su propietaria, la incorporación de la familia y el crecimiento es merecedor de un ‘Grammy’.

Concretamente, Angely trabajaba en un salón de belleza que cerró por la pandemia.

No podía quedarse de brazos cruzados y se reiventó.

Como nadie podía ir al salón, dispuso crear un producto para que las mujeres se cuidaran el pelo por sí mismas.

Angely Amaya, comercializa su propia marca

De aquél tiempo al actual, Amaya sigue dando pasos gigantes,  incluso hace actividades sociales.

Demuestra que hasta una pequeña empresa puede hacer algo por los demás.

Megguie con su madre y hermana mayor

Pero hoy la noticia no es el producto, sino la propia empresaria y sus hijas mayores.

La jefa de la familia aparece en una fotografía con sus dos principales seguidoras, siendo impulsoras de su propia marca.

La foto calza con la frase: cuando tu propia familia es el testimonio del poder de tu producto.

Las tres con gran parecido físico aparecen, elegantemente vestidas, sonrientes y por su puesto con su abundante melena.

Exactamente es lo que sucede cuando una familia entera empuja un proyecto. Están unidas. A este cayuco no hay por donde le entre el agua.

Angely asegura que el año anterior cortó el pelo a sus dos hijas, pero con el poder de su producto, nuevamente creció.

Le pasó la tijera a Aliha en marzo de 2020 y Megguie en agosto, «ahora lo tienen abundante, brillante y bonito, solo utilizan nuestro producto”, exclama.

Recomienda su producto a ojos cerrados y ella misma lo utiliza. Parece ‘de cajón’ pero hay algunos que no utilizan siquiera su propio producto.

Pero qué ¿algo sobre las chicas? La de pelo negro se llama Megguie, es la pequeña, mientras que la pelipintada es Aliha.

Meggie de 13 años colabora en la producción del producto, empaque y de más. También tiene en orden los pedidos.

Aliha se ocupa del marketing y atiende la página web que ella misma construyó. También cursa su segundo año universitario. Megguie está en octavo grado.

Garífuna XIV se fabrica en Houston y ya se exporta a Honduras. Angely ha vendido, además a varios otros países y a otro continente, nada menos que a África.

Finalmente, hay otro valor sentimental y es que la imagen corporativa de la marca, no es ni Meggie, ni Angely, ni Aliha, sino que es el rostro de la tía Meja, extinta madre de Angely.

Leave a Reply

Your email address will not be published.